DATOS A TENER EN CUENTA:

1.- El Real Decreto 235/2013 de 5 de Abril, establece la obligación de poner a disposición de los compradores, arrendatarios o usuarios de los inmuebles un certificado de eficiencia energética que deberá incluir información objetiva sobre la eficiencia energética de un edificio y valores de referencia con el fin de que los propietarios o arrendatarios del inmueble puedan comparar y evaluar su eficiencia.

2.- El certificado lo debe emitir un técnico competente en la materia, como, arquitecto, arquitecto técnico, etc…

3.- El certificado tendrá una validez de 10 años.

4.- El promotor o propietario será el responsable de encargar la realización de la certificación de eficiencia del inmueble. También será el responsable de conservar la correspondiente documentación. También será el responsable de surenovación o actualización.

5.- La certificación podrá ir desde A hasta G, siendo A la más eficiente y por tanto la más económica y G la menos eficiente y la menos económica.

6.- La etiqueta de eficiencia energética se incluirá en toda oferta, promoción y publicidad dirigida a la venta o al arrendamiento del edificio. Deberá figurar siempre en la etiqueta de forma clara e inequívoca.

7.- Las infracciones podrán ser leves, graves o muy graves. Las infracciones serán sancionadas con multas de acuerdo con la siguiente graduación:

  • Leves, hasta 3.005,06 €
  • Graves, entre 3.005,07 € y 15.025,30 €, pudiendo rebasar dicha cantidad hasta alcanzar el quíntuplo del valor de los bienes o servicios objeto de la infracción.
  • Muy graves, entre 15.025,31 € y 601.012,10 €, pudiendo rebasar dicha cantidad hasta alcanzar el quíntuplo del valor de los bienes o servicios objetos de infracción.

ITE, Inspección Técnica de Edificios

Consulte nuestras tarifas.
Si necesita realizar la Inspección Técnica de su Edificio (ITE), porque su inmueble tenga 30 años o más, contamos con personal cualificado con gran experiencia en el sector para ofrecer el mejor servicio a nuestros clientes, junto con soluciones muy económicas en el caso de necesitar subsanar algún defecto encontrado por los técnicos. Reparaciones con total garantía de satisfacción.